La historia indígena del Parque Nacional Grand Teton

El Parque Nacional Grand Teton es mucho más que el hermano pequeño de Yellowstone, aunque desafortunadamente, algunos visitantes de Wyoming tienden a verlo de esa manera. Mientras que Yellowstone recibe alrededor de 4 millones de visitantes cada año, Grand Teton ve más del orden de 3-3,5 millones, lo que, por supuesto, no es poca cosa.

Y, de hecho, estos picos nevados han atraído a visitantes y habitantes humanos desde tiempos inmemoriales. Si bien los inmigrantes europeos los «descubrieron» y establecieron por primera vez a fines del siglo XIX, la evidencia de habitantes humanos aquí se remonta a hace más de 11,000 años, lo que significa que los pueblos indígenas ciertamente estuvieron aquí primero.

Si bien muchas, muchas tribus han vivido y viajado a través del paisaje del Parque Nacional Grand Teton, en el momento del asentamiento europeo, el área estaba bajo la administración de Shoshone, Bannock, Blackfoot, Crow, Flathead, Gros Ventre y Nez Perce . Estas tribus llegaron a Grand Tetons para cazar y recolectar, así como para asombrarse ante el misterio de las montañas, que entonces como ahora se consideran un espacio sagrado para muchos nativos americanos.

La historia indígena del Parque Nacional Grand Teton

Amanecer en Schwabacher Landing, Parque Nacional Grand Teton

La imponente majestuosidad del paisaje montañoso que hoy llamamos Parque Nacional Grand Teton sirvió como piedra de toque para muchas tribus nativas americanas, y como era de esperar. Las montañas llamaron a través de las llanuras como una especie de lugar de reunión, inspirando a las personas a mirar hacia arriba y hacia su vida espiritual.

Además, durante los meses de primavera y verano, este paisaje es rico en plantas comestibles y medicinales, que los pueblos indígenas supieron aprovechar al máximo. Wyoming también alberga animales de caza como bisontes, ciervos, alces y alces, así como criaturas más pequeñas que los nativos americanos usaban para completar su dieta de cazadores-recolectores. Asaban raíces de camas en hornos subterráneos y, a menudo, dejaban el paisaje del parque por climas más sureños cuando llegaba el invierno, adoptando así un estilo de vida nómada. Estas tribus todavía están vivas y prósperas en Wyoming y más allá, y mantienen muchas de sus tradiciones culturales en la actualidad.

Respeto a la tierra

Como personas entusiastas de viajar, de  ver la tierra, es nuestra responsabilidad asegurarnos de que también respetamos la tierra y la mantenemos sana y completa para que la disfruten las generaciones futuras. Los Pueblos Indígenas que nos precedieron sentaron un precedente importante que a menudo se pasa por alto, viviendo en simbiosis con las plantas, los animales y los ecosistemas que los rodean; como visitantes contemporáneos que no son nativos de este lugar, tenemos la responsabilidad de encontrar formas de continuar con esa tradición.

La educación es un gran comienzo, así que gracias por leer este artículo, y puedes aprender más sobre la historia de los indios americanos del Parque Nacional Grand Teton (y cualquier otro parque nacional en el que te encuentres) tanto en el parque como en los visitantes. centros y otras exhibiciones interpretativas, y en el sitio web del parque . Además, Native Land es una gran herramienta para aprender de quién son los terrenos ancestrales que habitas, sin importar dónde te encuentres en Estados Unidos (y en todo el mundo).

Finalmente, siempre alentamos a los arrendatarios y arrendatarios de vehículos recreativos compartidos a que presten atención y participen en los principios Leave No Trace , que son unos pasos fáciles de seguir para garantizar la salud y el bienestar de la tierra para las generaciones venideras. Al actuar con compasión y atención, podemos lograr un cambio en este mundo cambiante nuestro y preservarlo para que otros puedan disfrutarlo como lo hacemos nosotros.